Cambiar a contenido.

ocwus

Secciones
Herramientas Personales
Inicio » Estomatología » Cirugía Bucal » cirugia_bucal » tema-39 » page_04
Acciones de Documento
  • Annorate
  • Make a Path
  • Send To Wiki
  • Print this page
  • Send this page to somebody
  • Content View
  • Toggle full screen
  • Add Bookmarklet

page_04

Superficie.- Volver al contenido principal

Superficie.-

Atendiendo a su morfología, las superficies de los implantes pueden clasificarse en:

  1. Superficies Lisas.
  1. Superficies Rugosas: la superficies rugosas, según la naturaleza de la rugosidad, pueden clasificarse a su vez en:
    1. Superficies de adición.
    2. Superficies de sustracción.

  1. Superficies modificadas.

Explicación de las distintas superficies:

  1. Superficies Lisas

La superficie de titanio pulido, en implantes maquinados con forma de tornillo, ha sido la primera que se utilizó tanto con fines experimentales, dando lugar al concepto de osteointegración, como en la práctica clínica. Son implantes de aspecto metálico, brillante, realizados a partir de titanio comercialmente puro. Microscópicamente la superficie es lisa, aunque puede representar pequeñas irregularidades, pero no se beneficia de las propiedades que aporta la rugosidad diseñada específicamente para mejorar la relación con el hueso vecino. En la actualidad, su uso se limita prácticamente a implantes que combinan superficie pulida, que corresponde con la parte más cervical de la porción endoósea, con la superficie rugosa en el resto.

  1. Superficies Rugosas

Son aquellas que, con independencia de la morfología del implante, presentan una irregularidad microscópica más o menos uniforme. Existe evidencia en la literatura que demuestra que las superficies rugosas no sólo aumentan la superficie real que el implante ofrece al hueso vecino, sino que favorecen una osteointegración más rápida, con un mayor porcentaje de contacto hueso-implante, y resultan en una unión más resistente a la ruptura por torsión o torque.

Cuando la rugosidad del implante se consigue añadiendo partículas a un núcleo de titanio, hablamos de superficies rugosas por adición. Cuando, por el contrario, la rugosidad se consigue creando oquedades mediante métodos físicos o químicos, eliminando parte del núcleo del implante, hablamos de rugosidad por sustracción.

  1. Superficies modificadas

El tratamiento de la superficie no consiste en la adición o sustracción del metal, sino en el acondicionamiento a nivel ultraestructural, preservando las características y la estructura macroscópica del material de base. Ejemplos de este acondicionamiento son la implantación iónica, el tratamiento con láser y la corriente electro-térmica. Estas superficies se encuentran aún en fase experimental, pero los resultados iniciales parecen mostrar una mayor relación de contacto hueso-implante y una unión más estable respecto a superficies no modificadas, especialmente en zonas de pobre densidad ósea, donde mejorar la osteointegración es particularmente interesante.

Copyright 2007, Autores y Colaboradores. Cite/attribute Resource. Pérez, J. L. G., Perez, J. L. G., Lagares, D. T., Calderón, M. G., Romero, D. G., Fernández, L. C., González, E. A. (2008, March 11). page_04. Retrieved January 20, 2020, from ocwus Web site: http://ocwus.us.es/estomatologia/cirugia-bucal/cirugia_bucal/tema-39/page_04.htm. Esta obra se publica bajo una licencia Creative Commons License. Creative Commons License